Saltar al contenido
HISTORIAS

EL CÓNDOR Y LA CHOLA

EL CÓNDOR Y LA CHOLA

En la provincia boliviana, muchos conocen esta hermosa historia del cóndor y la chola. La niña más bella de la región cuidaba un rebaño de ovejas.

Todos los días se podía verlo caminando junto a sus animales en los prados porque no quería que les pasara nada. Una mañana de verano apareció un gran cóndor y miró a la joven.

De inmediato, su corazón quedó prendado de ella y buscó la manera de raptarla. Aguardó hasta que los demás pastores se fueron a su casa y entonces utilizando sus garras, tomó a la chiquilla por los hombros y la elevó hasta lo más alto de una montaña, lugar en donde la criatura vivía.

La pobre Cholita le pidió que la dejara regresar a casa con sus padres porque tenía que ayudarlos a trabajar en el campo. Pasaron varios días y la joven perdió peso, no solo por el miedo que sentía, sino porque no había comida para comer.

Por su parte, el cóndor le llevaba a diario carne cruda, pero al no haber fuego, ella no podía consumirla.

En ese momento, el pájaro se dio cuenta de que la gente estaba cocinando alimentos junto al fuego. Una noche voló hacia donde encontró las cenizas humeantes de una fogata anterior, tomó un pedazo de carne y la calentó allí hasta que cambió de color.

Luego se lo llevó a la cholita y se lo dio a comer. No obstante, la chiquilla continuaba rogándole que le permitiera retornar a su casa. Entonces el cóndor se dio cuenta de que no podía retenerla ahí, ya que ella nunca lo iba a querer.

Haciéndole un gesto, el ave le dijo que se subiera en él y se sujetara fuertemente de sus plumas, para así regresarla a donde pertenecía.

Era la primera vez que, en días, la muchacha usaba una sonrisa.

Posteriormente el ave cumplió su promesa y la devolvió a su domicilio sana y salva. Se dice que ella conservó una de las plumas del cóndor, como un obsequio. y dime te gusto el cóndor y la chola ?

EL CÓNDOR Y LA CHOLA
EL CÓNDOR Y LA CHOLA